Un estilo, dos caminos